De la memoria no del texto.

Quieren decir que tenía el nombre de Quijada o Quesada...por conjeturas, verosímiles, se deja entrever que se llamaba Quijana.



jueves, 13 de enero de 2011

La parodia pastoril

La historia de los amores de Grisóstomo por Marcela son, también, una parodia de la novela pastoril: aquí vemos el truco, se nos muestra, como ya hizo en la construcción del personaje de don Quijote. Desde el primer momento se nos informa de que no estamos ante verdaderos pastores y, ni siquiera, ante pastores idílicos propios de esta literatura. Son jóvenes del lugar, cada uno con su historia previa -magníficamente construida: el estudiante de Salamanca que se enamora y se trasforma en personaje literario hasta las últimas consecuencias sin darse cuenta de que la vida tiene unas normas diferentes al arte (junto a él se nos habla de varios jóvenes más que hacen lo mismo); la joven hermosa y rica que decide ser libre y no casarse y vivir la vida según sus principios-, que, en determinado momento, dejan todo para vestirse de pastores y vivir como tales, en una mezcla singular entre las condiciones del pastor literario y el real.
Esta historia, por ahora relatada, nos trae de nuevo la conciencia literaria que rige la escritura cervantina: una parodia de una modalidad idealizada dentro de una parodia de otra modalidad idealizada pero mostrando, en todo momento, el truco para que el lector sea consciente del recurso literario y lo sitúe, en fructífera confrontación, junto al plano del realismo.
De paso, nos sitúa ante una sociedad que huye de la vida real para querer vivir la fantasía artística, quizá más amable: un viejo hidalgo que sale al mundo a defender a los necesitados como si fuera un caballero andante; un labriego que lo acompaña como escudero ante unas promesas tan exageradas que sólo pueden creerse por una mezcla de simplicidad y necesidad de abandonar una vida sin alicientes; un joven hidalgo, estudiante de la Universidad de Salamanca, que sólo ve como salida a la expresión de sus afectos la imitación de la literatura de pastores y un final trágico; una joven que, para vivir en libertad, hace lo mismo, con la idea de que sólo en esa voluntaria fantasía podrá encontrarla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario